Seleccionar página
Laboratorios

Ensayos de recubrimientos

La caracterización de pinturas y recubrimientos nos permite prever su durabilidad y cómo les afectará el paso del tiempo.

Compartir
ENAC ISO 17025

Las pinturas y los recubrimientos no solo forman parte del acabado estético de la pieza, sino que también pueden ser usados para dar protección y/o funcionalidad especial a la pieza que recubren.

Por este motivo, es importante caracterizarlos y evaluar su durabilidad por el uso y el paso del tiempo.

En AIMPLAS ayudamos a nuestros clientes a asegurar la calidad de sus productos pintados con un amplio abanico de ensayos sobre recubrimientos:

  • Análisis de composición y de grado de curado, importante para la formulación de las pinturas.
  • Medida de tensión superficial y de espesores de capa, para asegurar la correcta cubrición de la pintura sobre la pieza.
  • Evaluación de la adherencia, para conocer la calidad de la unión entre recubrimiento y sustrato.
  • Ensayos mecánicos, con los que evaluar la elasticidad y la resistencia de la capa pintura frente a los impactos.
    • Gravelómetro: La resistencia al impacto de piedra del recubrimiento bajo ensayo se verifica proyectando una gran cantidad de pequeños cuerpos con bordes afilados en un corto período de tiempo. El material utilizado en la prueba es grava de diferentes tamaños, que se proyecta sobre el revestimiento con un ángulo definido utilizando aire comprimido. El daño causado dependerá no solo del ángulo, sino también del nivel de presión, la masa de los proyectiles, la duración del bombardeo y el diseño del aparato de ensayo.

El transportador vibratorio, transporta la grava del embudo al chorro de aire frente a la boquilla aceleradora. Esta diseñado de modo que la velocidad de alimentación de grano se pueda variar. El aparato es capaz de proyectar 500 g de grano durante un período de 10 segundos. La cámara de presión es lo suficientemente grande como para permitir que la presión de trabajo especificada de 200 kPa se mantenga a un nivel constante durante al menos 10 s mientras la válvula solenoide está abierta. El impacto de la grava se produce en el cuerpo de la máquina de ensayo, dónde después se extraen las probetas para su evaluación.

El resultado del ensayo se puede hacer visualmente o por medio de imágenes ópticas. Los estándares de referencia representan clasificaciones de 0,5 a 5,0 en intervalos de 0,5. Además del grado de astillado, se debe especificar, si es posible, el nivel de separación principal o las capas del sistema de pintura entre las cuales se produjo la pérdida de adhesión. Las marcas no se evalúan.

  • Medida de color y brillo, para garantizar el aspecto visual exigido por un modelo o patrón al que imita.
  • Ensayos de resistencia al rayado y abrasión, con los que se evalúa el desgaste y el deterioro superficial del recubrimiento por el uso.
  • Ensayos climáticos y envejecimientos acelerados, para evaluar la durabilidad del recubrimiento frente a agentes externos como son altas y bajas temperaturas, la humedad, la radiación lumínica…).
  • Ensayos de resistencia química, para asegurar que la capa de pintura no sufre daños cuando entra en contacto con alguna sustancia química que pueda estar presente durante su vida útil.
  • Ensayos de comportamiento frente al fuego, para cumplir con reglamentos de seguridad específicos según la aplicación final de la pieza pintada.
  • Ensayos de emisiones de compuestos volátiles en piezas pintadas del interior del automóvil, para garantizar la calidad del aire y la ausencia de olores desagradables dentro de automóvil.
  • Análisis de defectos superficiales mediante microscopía, con lo que detectar posibles focos de contaminación externa, errores en el proceso de pintado o defectos en la superficie del sustrato.
  • Medida de la rugosidad, para cuantificar las irregularidades en la superficie del sustrato antes de pintar o sobre la superficie ya pintada.
  • Ensayos para la obtención del sello Ecolabel para pinturas y barnices.

Homologaciones